Tuesday, May 16, 2017

Sucre Museo Colonial ya está listo para montar sus obras


APERTURA

El edificio histórico del Museo Colonial Charcas data del siglo XVI y es portador de una importante colección de obras de Melchor Pérez de Holguín, Gaspar Miguel de Berrío, Francisco Padilla y otros que se podrán apreciar desde finales de este año.

Después de por lo menos cinco años, los salones del Museo Colonial Charcas están listos. Ayer, en un acto protocolar, se entregaron las obras de la segunda fase del proyecto de Restauración y Refuncionalización del repositorio que, a fin de año, permitirán apreciar una importante colección de obras coloniales.

El Museo Colonial Charcas presentó ayer un acabado impresionante de restauración, que inició en julio de 2016, de acuerdo con la supervisora de la obra, Ligia Peñaranda.

La arquitecta señaló la importancia de la obra por su intervención en interiores, con la conservación de los colores originales tanto en los muros como en carpintería y por supuesto el cambio de todas las cubiertas, también conservando su originalidad. La Empresa Constructora Asociación Accidental Charcas fue la adjudicataria con un presupuesto de más de Bs 1,5 millones.

El rector y vicerrector de la universidad San Francisco Xavier, Eduardo Rivero y Walter Arízaga, fueron los encargados de la entrega de obra con el corte de cinta. La principal autoridad resaltó que el presupuesto para concretar la restauración proviene de los dividendos de la cementera FANCESA y el Proyecto Sucre Ciudad Universitaria.

La directora del museo, Orieta Durandal, detalló que el trabajo se centró en cerca de 2.000 metros cuadrados de cubierta recuperando la técnica de la época y destacó la participación de la Escuela Taller Sucre (ETS) con la mano de obra gratuita en la primera fase (2012-2013) gracias a la Cooperación Española, con un total de Bs 500 mil de presupuesto.

Domingo Izquierdo, director de la ETS, destacó que en su intervención recuperaron el 80% de la teja colonial auténtica y usaron la técnica de la doble cubierta, debajo de las tejas incorporaron una capa de calamina para garantizar la impermeabilidad total, tanto de los bloques noroeste y sudeste.

Tras la entrega, el museo apunta a tener listas las salas con la colección de obras coloniales que por ahora se resguardan en sus depósitos.

No comments:

Post a Comment